Categories
Artículos VOH Artículos

Caminando a la Imagen de Dios

¿Sabes qué? Ud. fue creado a imagen de Dios? En el principio, Dios le creó a Su propia imagen y semejanza. Ahora puede preguntarse,

“¿es esta una imagen física de Dios?”

¿Tiene Dios ojos, nariz, brazos y piernas? Yeshua se vistió de esta carne mientras caminaba a la imagen de Su Padre. En hebreo, todo se nombra por carácter y función. Así como Dios es fuego y agua, no puede ser una imagen física. ¿Cómo Dios puede ser fuego y agua al mismo tiempo? Es más bien la característica de esas cosas; fuego que consume y agua que lava. Entonces, esta imagen en la que fuimos creados tiene que ser la imagen espiritual de Dios.

“Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó.”

(Génesis 1:27 AMP)

Cuando Adán fue creado, las escrituras dicen que estaba desnudo y no se avergonzó (Génesis 2:25 AMP). Adán no se avergonzó porque no tenía este cuerpo físico de carne. Al igual que Dios no tiene este cuerpo. Este cuerpo, templo o morada le fue dado a Adán después de la caída. La palabra desnuda que se usa en Génesis 2, es la palabra hebrea ârôm que habla de estar cubierto con algo parcialmente.

“Para designar a los que lloran en Sion, que les den hermosura en lugar de ceniza, aceite de gozo por luto, manto de alabanza por espíritu de tristeza; para que sean llamados árboles de justicia, plantación de Jehová, para que él sea glorificado”.

(Isaías 61:3 RV1960)

Ser justo significa que tienes una comprensión correcta de las Escrituras. Isaías se refiere a las personas vestidas con ropa de alabanza, a quienes se las llama árboles de justicia, también conocido como el árbol del conocimiento. Si estos árboles se nombran fuera de su carácter, significa que tienen la comprensión correcta. Cuando el hombre comió de este árbol (el árbol del conocimiento), significó que Adán no tenía el entendimiento correcto para empezar. Entonces, ¿cuáles eran las prendas con las que Adán estaba parcialmente cubierto? Isaías habla de vestiduras de alabanza (Isaías 61:3), vestiduras de salvación y un manto de justicia (Isaías 61:10). Estas tienen que ser las mismas prendas que lleva la novia en el libro de Apocalipsis.

“ Y a ella se le ha concedido que se vista de lino fino, limpio y resplandeciente; porque el lino fino es las acciones justas de los santos.

(Apocalipsis 19: 8 RV1960).

La novia está vestida con ropa de sumo sacerdote que simbolizan la sabiduría y el entendimiento correcto. Esta es la prenda correcta a la que se estaba refiriendo Yeshua en la parábola de la boda. Al final de la era, necesitamos tener las prendas adecuadas (Mateo 22:12 AMP). Ahora, si la vestimenta con la que Adán estaba parcialmente cubierto son las vestiduras del sumo sacerdote y las vestimentas de boda, esto significa que estuvo parcialmente cubierto en el entendimiento correcto hasta la caída. Tenga en cuenta que la definición hebrea de la palabra desnudo es diferente después de la caída. Es la palabra ‛êyrôm, que habla de estar ahora completamente despojado; sin nada, estando completamente desnudo.

“Entonces fueron abiertos los ojos de ambos, y conocieron que estaban desnudos; entonces cosieron hojas de higuera, y se hicieron delantales.”

(Génesis 3:7 RV1960)

Por eso se escondieron de Dios, guardándose de la presencia del Señor. Estaban avergonzados porque no llevaban la ropa adecuada. Sus ojos se abrieron, lo que significa que vieron espiritualmente que no estaban usando sabiduría. Todo nuestro viaje en este lado de la eternidad se basa en volver a la Verdad y volver a aprender a revestirnos de rectitud. La iglesia primitiva cree que la Verdad es una persona, y esa persona es Yeshua, quien caminó a la imagen de Dios. Cuando llevamos la comprensión correcta de Dios y Su Palabra, nos convertimos en la imagen iluminada del Padre. En otras palabras, vemos la Luz por quién y qué es Él y, como resultado, decidimos caminar en esa luz, regresando a Él.

“Y las naciones que hubieren sido salvas andarán a la luz de ella; y los reyes de la tierra traerán su gloria y honor a ella.”

(Apocalipsis 21:24 RV1960)



Compartir Ahora